BATAGUN

Bat Egin Dezagun

El juego de Batagun tiene como objetivo usarse de manera educativa en centros educativos, casa de culturas y centros juveniles, sirviendo de apoyo al profesorado o docentes que quieran hablar y trabajar estos temas con la juventud, pero que no disponen de material para impartirlos. 

 

Además, nosotrxs no nos consideramos expertxs en los temas, por lo que hemos contado con ayuda y asesoramiento de varias empresas y entidades relacionadas con los temas y nosotrxs mismxs, hemos ido aprendiendo mucho en el proceso. 

 

Queremos que el juego sirva tanto como para educar, como para ser una nueva puerta que pueda abrir diálogos y debates entre la juventud y que puedan apoyarse mutuamente gracias a sus experiencias y sus aprendizajes personales. 

 

Objetivos

¿Qué queremos conseguir?

  • Dar respuesta a cuestiones de identidad de género y diversidad afectivo sexual de un modo totalmente normalizado mediante las diferentes preguntas y reflexiones.

  • Prevenir situaciones de violencia que nazcan del sistema patriarcal, en el que predomina la figura el varón en la sociedad, a través de la visibilización, educación y acercamiento de otras realidades, aceptando la riqueza de la diferencia.

  • Fomentar la aceptación y el respeto eliminando prejuicios y estereotipos hacia las personas que no cumplan con la heteronormalidad que impone nuestra sociedad.

  • Conocer diferentes realidades y poder fomentar un estado de igualdad de género y aceptación de la diversidad y de la inclusión en la sociedad en la que vivimos.

  • Acompañar a la juventud en el proceso de descubrimiento personal y aceptación del entorno y de las diversidades.

 
 

Problemáticas y antecedentes

¿Y por qué la sexualidad y la igualdad?

La educación sexual es un desafío en todo el mundo, que además incluye aspectos ideológicos, políticos y culturales que hacen que los acuerdos entre países por un desarrollo uniforme sean prácticamente inalcanzables. Siempre ha sido un tema de debate, lleno de tabús en todas las sociedades y en diferentes épocas.

La historia del patriarcado que ha concebido a la esposa como un objeto de propiedad del varón y la relación sexual como expresión de dominación del hombre sobre la mujer, la definición de sexo como acto de reproducción introducida en el discurso de muchas religiones y demás factores han hecho que el entendimiento de la sexualidad sea erróneo en la sociedad.

La educación sexual pretende educar para el disfrute de una vida sexual plena, libre de efectos no deseados, formar personas capaces de decidir, y exponer los riesgos de enfermedades de transmisión sexual como el VIH, la ETS más devastadora del mundo que ha causado más de 25 millones de muertes desde 1981, según los datos de la OMS.

Pero... ¿de donde viene esta problemática?

El concepto de educación sexual surgió en los años 70, coincidiendo con el desarrollo de los métodos anticonceptivos fiables al alcance de todos los públicos y con la legalización del aborto, en la mayoría de los países de Europa. Debido a esto, la sociedad sufrió cambios y provocó que el tema de la sexualidad fuese convirtiéndose en un tema del que no se hablaba en la sociedad, convirtiéndose en tabú.

A su vez, la sociedad sufrió una revolución sexual, que impulsó la aparición de un nuevo grupo de edad, la adolescencia.

En los años 80 y debido a la pandemia del virus VIH, se centraron en la prevención de la enfermedad y en la salud sexual, pero poniendo poco foco en la adolescencia.

Además, durante esos años, la publicidad y los medios de comunicación transmitieron una imagen equivocada de la sexualidad, convirtiéndose en la famosa sexualización.

¿Y por qué es tan importante la educación?

Entendiendo la segunda mitad del siglo XX como un periodo de consciencia sobre los derechos humanos, se crea consciencia sobre los derechos sexuales y la sociedad exige una educación sexual completa. Cada país llevó y sigue llevando un ritmo de adaptación y desarrollo frente a la educación sobre la sexualidad. Se usaron los colegios como vía para afrontar los mayores retos relacionados con la educación sexual. Los mensajes que se transmitieron a la juventud fueron de peligros o amenazas sobre las relaciones sexuales, más que de libertad del descubrimiento de la sexualidad de uno mismo o una misma.

 

La educación sexual es un desafío en todo el mundo, ya que incluye aspectos ideológicos, políticos y culturales que hacen que los acuerdos entre países por un desarrollo uniforme sean inalcanzables. Siempre ha sido un tema de debate, lleno de tabús en todas las sociedades y en diferentes épocas.

La educación sexual pretende educar para el disfrute de una vida sexual plena.